Swisscontact y gobierno regional clausurarán capacitación en buenas prácticas de la construcción
Fecha: 12/04/2018

Más de un centenar de maestros de obra, ayudantes, operarios y oficiales de la ciudad de Tacna se especializaron en buenas prácticas constructivas desarrollados por el programa "Construya Perú" y el Gobierno Regional de Tacna durante el primer trimestre del 2018 en Sencico.

“Construya Perú” es un programa que realiza la Fundación Suiza de Cooperación para el Desarrollo Técnico "Swisscontact" en el Perú. Se capacitó a los participantes en los módulos "Criterios básicos para la construcción de viviendas", "Construcción de muros de albañilería", "Construcción de armaduras de vigas y columnas", "Preparación y vaciado de concreto" y "Gestión empresarial", con el que mejoraron sus habilidades en la construcción de viviendas.

La certificación y clausura se realizará este viernes desde las 19:00 horas en Sencico Tacna. De la actividad participará la coordinadora de "Swisscontact" en Tacna, Ana Rivadeneira Flores, quien adelantó que con este tipo de capacitaciones se busca reducir la tasa de informalidad en construcción en el país.

"Nuestro objetivo se enfoca en mejorar las condiciones de vida de la población en áreas urbanas, queremos evitar la informalidad en la construcción. Hemos estudiado los errores que se repiten en casi todas las casas. Los cursos son cortos y se enfocan básicamente en cómo evitar las malas prácticas", expresó.

Según cifras de Swisscontact Perú, el país alberga la mayor cantidad de viviendas autoconstruidas en Latinoamérica. Más del 60% de las estructuras habrían incurrido alguna vez en malas prácticas, lo que los hace vulnerables ante eventos adversos.

Junto a los representantes de Swisscontact participarán también funcionarios de la Dirección Regional de Vivienda, Construcción y Saneamiento, Sencico Tacna y el Sindicato de Construcción Civil.

Se espera que, a mediano plazo, con la mejora de habilidades en los hombres y las mujeres ligadas al rubro de la construcción les genere un incremento de 15% en los ingresos por obra y una mayor productividad en los procesos constructivos.